Visitas

lunes, 14 de abril de 2014

Con seis maderos por banda


El milagro de que quepa no lo creo    
ni me creo el clamor de tu salida
ni tu beso en la cerviz como una herida
ni llevarte en la baranda de mi cuello
.
No me creo que seas Talla sino sueño,
no te sueño, ni te aguardo en la mentira
que confío en la verdad de tu guarida
y la oscura tentación de tus empeños.

¿Qué sería de los tuyos sin tus formas
y tus modos tan severos de vencernos?
¿Qué sería de la verdad de tus deformas?

Sólo sé que tus “consuelos” son eternos
tu cuadrilla costalera la transformas

y es tu paso, ¡nuestra causa y nuestro reino!

No hay comentarios: