Visitas

domingo, 3 de junio de 2012

La fiesta del Corpus de Granada en fechas

1492: Se instaura la Fiesta del Corpus como la primera y principal de la ciudad, pronunciando la Reina Isabel I la famosa expresión: “la fiesta ha de ser tal y tan grande la alegría y el contentamiento, que parezcáis locos”.

1501: Primera salida procesional documentada del Santísimo Sacramento en la custodia que se realizó a raíz de las piezas del ajuar del tocador de la Reina Isabel que ésta regaló a Granada.

1517: Por un desacuerdo entre los Cabildos de la Catedral y de la Capilla Real, que venían pleiteando en relación a piezas que habían de usarse en los ceremoniales públicos de la ciudad, se suspende la procesión de ese año.

1536: Se estrena el palio de respeto que habría de dignificar las procesiones litúrgicas del Jueves de Corpus.

1552: Primer Decreto Arzobispal destinado a organizar la procesión del Corpus de cuyo diseño ritual deriva la actual salida del Jueves del Señor que mantiene la ciudad.

1565: Se estrena la configuración actual de la Custodia Procesional de Granada a la que se le añade un chapitel y unas columnas con el objeto de configurar la estructura renacentista en torno al viril y basa de fecha gótica. Estos añadidos fueron realizados por el platero granadino Francisco Téllez que ese mismo año ejecutó también la Arqueta Sacramental usada para reservar al Santísimo tras la Procesión de la Octava.

1566: Se ordena que las poblaciones de la Vega de Granada estén obligadas a contribuir en la festividad aportando las hierbas que habrán de alfombrar las calles del recorrido por donde pase el Santísimo Sacramento.

1569: Don Juan  de Austria preside la comitiva del Corpus realizando todo el recorrido junto a las Autoridades Reales y Municipales.

1607: Contratación de jóvenes montañeses para que se encarguen de empujar del carro sobre el que se instalaría la Custodia, así como de los artilugios donde pasearía la Tarasca. Igualmente, este colectivo sería el encargado de disfrazarse y dar vida a los diablillos o cabezudos y a los gigantes o representaciones de los siete pecados capitales.

1640: Pedro Calderón de la Barca escribe un Auto Sacramental para la ciudad de Granada que se interpreta ante los Altares que jalonan el recorrido del Santísimo Sacramento.

1645: Se menciona ya la existencia de las llamadas “Rocas” o carros triunfales en la comitiva del Corpus; son representaciones de pasajes evangélicos que llevan a cabo compañías de actores, obligados a estar exhortados por sacerdotes que vigilen la buena práctica de estas representaciones.

1669: De nuevo vuelven a decirnos los documentos históricos que las andas del Corpus son portadas por Sacerdotes de la ciudad, de manera que el privilegio de llevar la Custodia procesional recae sobre los párrocos de la ciudad, que se ordenan de acuerdo a la importancia y volumen de sus feligresías.

1664: Un concurso promovido por el Cabildo Municipal concentra a poetas y pintores para decorar con poemas eucarísticos la Plaza de Birrambla. Estas piezas literarias serían acompañadas de obras pictóricas que las ilustraban, manteniendo reñida pugna Juan de Sevilla y Pedro Atanasio Bocanegra en el lucimiento de sus pinturas. He aquí el origen de las actuales carocas. 

1715: El Cabildo de la Catedral encarga la hechura de unas andas procesionales que aumenten el decoro de la Procesión del Corpus. Realizadas en plata, ganó el concurso y quedaron adjudicadas al platero granadino Diego de Cervantes Pacheco.

1725: A ejemplo de la Tarasca madrileña, que a partir de 1722 empezó a servir también como “anuncio de la moda” que había de imponerse en la Villa y Corte, la de Granada empieza a hacer lo propio, siendo hoy día la única que continua sirviendo para este propósito.

1734: Se estrenan las andas procesionales de plata que habían sido encargadas en 1715.

1765: Primera redacción de la Historia de la Fiesta e Institución de la devoción al Corpus Christi en el mundo que es realizada por un granadino: el franciscano y canónigo Fray Fray Francisco Tomás María de Cardera, que publica este año su “Génesis Eucarístico”, poniendo a Granada en la órbita mundial de la devoción sacramental.

1770: Entra en vigor la Real Orden de Carlos III dictada con el objeto de corregir abusos en la población, caso de las danzas, las comparsas que acompañaban al tramo de la Tarasca o los diablillos y cabezudos. En vigor la Real Cédula del 20 de febrero de

1777: Una nueva ordenanza real de los gobiernos ilustrados de Carlos III prohíbe la entrada de las danzas de diablillos a las Iglesias, que pone este mismo año en práctica Granada.

1780: Suspensión de los elementos profanos y aderezos festivos que solían acompañar las comitivas sacramentales; mediante Real Cédula de 21 de julio de 1780, se consiguió purificar en todo el territorio nacional a la Fiesta del Corpus, contaminada en exceso de abusos profanos poco edificantes.

1791: El Ayuntamiento acuerda que precediendo a las Fiestas del Corpus se verifique la ceremonia llamada “Entrega de la Plaza” y se suprima el “Paseo de la Ciudad” o Pública de las Fiestas, al igual que las representaciones históricas con el fin de ahorrar en gastos. Desde los gobiernos liberales de Carlos III, la religiosidad popular está dañada de muerte y nuestra celebración por antonomasia lo va a sufrir.

1804: El Arzobispo de Granada Juan Manuel Moscoso y Peralta, regala a la Catedral una valiosísima Custodia de plata y oro que llevaba engarzadas 29.904 piedras preciosas, siendo desde este mismo año utilizada para el Jueves de Corpus en detrimento de la que regaló en su día la Reina Isabel la Católica.

1810: Estando ya Granada en manos de los franceses invasores, el General Horacio Sebastiani impone al Cabildo de la Catedral una contribución económica abusiva que no puede satisfacer de ninguna forma, por lo que requisa algunas piezas históricas del patrimonio litúrgico de la Santa Iglesia granadina. Entre ellas, las andas procesionales eucarísticas de plata y la Custodia que seis años antes había regalado el Arzobispo Moscoso. Se fundieron los metales y requisaron las piedras preciosas, afectando también esta cruenta medida a la actual Custodia procesional, que queda desfigurada y empobrecida.

1957: Celebración del IV Congreso Nacional Eucarístico que acoge Granada con profusión de actos piadosos y culturales, concitando a cientos de miles de ciudadanos durante el trascurso del mismo. La relación de Congresos Eucarísticos Nacionales que hasta la fecha se han realizado, es la que sigue: el primero, en Valencia (1893) seguido del de Lugo (1896) y Toledo (1926). El mencionado de Granada se produjo en 1957 y luego, se han llevado a cabo otros seis más. Zaragoza (1961), León (1964), Sevilla (1968),  de nuevo Valencia (1972), Santiago de Compostela (1999) y el último hasta la fecha, el de Toledo (2010).

1979: Creación de la Cuadrilla de Costaleros Sacramentales por iniciativa de José Carvajal Gálvez. En 2012, cumple 34 años estando a fecha de hoy formada por más de 250 costaleros, contando la amplia lista de espera que tiene y la de “aspirantes”. En total, han pasado por las trabajaderas sacramentales casi 400 granadinos. Además, es la única capital andaluza que porta a Jesús Sacramentado mediante católicos y no a ruedas o con otros artilugios, siendo una de las pocas ciudades españolas que tiene ese honor y privilegio.

No hay comentarios: