Visitas

viernes, 30 de julio de 2010

Cada vez más convencido

O suprimimos los parlamentos autonómicos, o todos cristianos. Como esto primero es el fin de una inmensa caterva de chupópteros, arribistas y mediocres, entonces, que las "olvidadas", las vilipendiadas provincias del este andaluz, tengan la posibilidad de decidir por sí mismas su futuro y el de los suyos.
Por la Comunidad Autónoma del Este Andaluz. Por Andalucía Oriental. Porque Almería, Granada y Jaén, acaben con el desagravio de tantos años
.

4 comentarios:

J. Carlos Medina dijo...

Lo que digo últimamente: La generosidad tiene que empezar por uno mismo. Español si, españolista tambien pero tonto no. España trata mal a Andalucía, Andalucía trata mal a la parte oriental de si misma así que como en mi miseria mando yo, yo tambien apuesto por esta iniciativa.

Granainocofrade dijo...

Cuánta razón D. David ... sin duda alguna tengo la esperanza de salir de esta pesadilla política llamada Andalucía (o Junta de Andalucía más bien...), invento de hace tan sólo unos años atrás pues... de "toa la via" de Dios hemos sido el Reino de Granada (¿por qué salé si no en el escudo de la bandera nacional una granada? ¿casualidad? creo que no) por la independencia política de Andalucía oriental.
Un Saludo

Anónimo dijo...

Creo que debe darse marcha atrás en el Estado de las Autonomías. Específivcamente recuperar Educación y Ciencia (o como se llame ahora) y dejarse de gilipolleces a base de reinventar la historia. Y menos chupópteros de partidos, como en las diputaciones...
Y si hay una Autonomía, Andalucía, la única donde más del 50% del censo aprobó el Estatuto, que a mi no me engañan los cataluflos, que con un 40% de participación, y un 50% de si al Estatut, es decir, 1 de cada 4 catalanes, quieren hablar de democracia y soplapolleces.

Santi, malhablado en esta ocasión (como excepción).

Anónimo dijo...

yo tambien opino igual yo odio el estado de las comunidades autonomas tenia que estar regido todo por provinvias eso si yo antes apoyo a andalucia oriental que a andalucia y su junta sevillana