Visitas

martes, 2 de febrero de 2010

1ª Sesión de cuartos del Carnaval de Cádiz 2010

Primera sesión de cuartos del concurso, con las 11 primeras agrupaciones que quedan para la jornada, representadas por 4 chirigotas, 4 comparsas, 2 coros y un cuarteto. Empieza el verdadero jugo de este Falla a las nueve y cinco minutos de la noche, con el coro La reina del Pópulo, con la mejor presentación en su modalidad. Primer tango a los recelos de algunos a la participación de grupos sevillanos en Cádiz, defendiendo a Sevilla los coristas porque consideran que están envenenados ya por lo gaditano y les abren a los hispalenses sus puertas. Duro, reivindicativo y bien dicho el segundo tango, repaso a buenas obras narrativas para hacer alusión a la Constitución. Apunta el coro. Y con este sabor, turno de los cuplés: uno, flojo y que a este que escribe non placet. Un tema muy serio para tratamiento tan malo. Y el otro, con soltura, valiéndose de una parodia del Ardentía, repasando a grupos de este año. El estribillo es correcto. Y el popurrí muy bueno, con cuartetas cambiadas en esta fase, pero conservando ese sabor rítmico.

Huelva en cuartos con su chirigota Así somos yo (Los esquisofrénicos), con su escueta presentación. Me gusta la música de los pasodobles, el primero para hacer con humor una crítica a Zapatero y Rajoy. Segundo consistente en un particular piropo a Andalucía. Saben hacer muy bien el tipo. Un cuplé para un primo suyo que hace deporte y tuvo un percance... Soso. El siguiente de nuevo con el asunto de los toros que se escaparon. Flojos, y mucho. Estribillo esdrújulo, que dijimos en su momento. Tienen momentos y golpes plausibles en su repertorio. En el repertorio han retomado el pulso, perdido en cuplés. ¡Suerte!

A las diez y nueve de la noche, la primera comparsa, la femenina La mujer luchadora, encarnando la visión carnavalesca de la ley de discriminación positiva. Cantan bajo, tal vez con mayor acierto que en la otra fase. Pasodoble a los genitales femeninos. Sí, con elegancia, muy bien terminado, porque le pondrían precio si un día sus hijos no tienen que comer, pero como leen, es un pasodoble AL COÑO. Y pensar que Palabritas no ha pasado de fase, y en cuartos de este concurso hay que oír una letra a... en fin. Segundo a Bibiana Aído, que consideran ministra florero. Arrancan a continuación con un cuplé sobre el pase a cuartos, con menos gracia que una tortilla de cartones de leche. El otro cuplé a Selu y su tipo de este año. Mucho mejor. Estribillo muy paritorio, sí, sí. Denoto disparidad y falta de concuerdo en las voces. Y sobre todo en los momentos de popurrí en los que intentan subir el tono.

Ya saben... Llega un cuarteto: Cuarteto Milenio. Nada, a ver la tele.

Chirigota sevillana a escena: Cuidao que voy. Presentación cargada de golpes buenos que siguen recordando esa magnífica participación que firmaron en 2006. De categoría el primer pasodoble. Hoy mismo ha muerto un militar español en Afganistán, y hoy ya traen una letra más que actual. Restregón al Gobierno que justifica Afganistán como acción humanitaria, cuando es una guerra. Segundo pasodoble a la prensa local que critica a estos chirigoteros, como han hecho con Ares, Yuyu... Dicen que si este año no gustan, vendrá el año que viene más preparado. Y se oyen voces, no rotundas, pero bastantes, de ¡chirigota, chirigota! Así, se crecen para los cuplés, donde como un estilo propio, despiertan risas. Hablan de Lulu (chirigota del Sheriff) y la cosa va para un ciego que al parecer ve más de la cuenta. Ojo, qué es “güeno”. El otro para el mal carácter de su madre. Como ya oímos, estribillo pegadizo y coreado. De órdago cuando hacen tipo antes del popurrí. Lástima que hay tanto nivel, porque son buenos de veras. Pero apuntan para otra fase más. Pues así, nos plantamos en el popurrí: seguido, con buenos momentos y bien interpretado. Suerte, que la merecéis sobradamente.

El remolcador de Cádiz es la comparsa con sabor clásico, agrupación modulada la que ocupa las tablas del teatro a las doce menos diez de la noche. Precioso el primer pasodoble, que esconde la denuncia a la pederastia a raíz de una letra compleja. Música de Los hombres del mar de Paco Alba. Pellizco nada más empezar, porque están hablando de la comparsa, de una letra que sonó hace 45 años. Cargada la copla de piropos a ese “Vaporcito”, que suena a Cádiz, dicen. Es el más cantado pasodoble de la historia del Carnaval y ellos le rinden homenaje y además, intentan imitarlo en el tipo. Como comparsa añeja, los cuplés no son su fuerte. Primero a su cuñada, luego a un novio un tanto “pulpo”. El estribillo muy decoroso. Brasil, Cuba, Méjico, Estados Unidos... Han hecho de Cádiz un barco que hace las Américas en el popurrí para que todos vean que es la más bonita del mundo. Muy bien cantado, sin duda.

El originalísimo coro de Puerto Real, La Pesadilla retoma la sesión tras el descanso, a las doce y treinta y dos minutos, con ese aire a Tim Burton hasta en la música de su presentación, descriptiva con el tipo. Tango cuidado, suave, elegante y el primero dando la cara por los jóvenes que no todos viven para el botellón; le sigue otro con letra a una hija que le habla su padre, porque ella le hace perder la cabeza. Cuplé a la cantidad de coros que están saliendo y lo que ello significa cuando cantan en la calle. Segundo cuplé al uso del rostro de Llamazares por la CIA y remate con el parecido de Antonio Pedro Serrano con Julio Parso. Estribillo alusivo al tipo, con aires de gracia. Popurrí con destacables cuartetas, pero excesivas alusiones a una fiesta cargada de manzanilla.

Autoescuela echa el freno Madaleno regresa con una repetición de letra en su presentación que la hace asequible y pegadiza. La chirigota arranca con un pasodoble donde agradece su paso a cuartos y la emoción de saber que Cádiz sabe recibir muy bien a los grupos de fuera. El otro, sobre el papel de la madre ofreciendo distintos casos al respecto, desde la de Marta del Castillo, al polo opuesto, Belén Esteban, ejemplificando así que madre no hay más que una, dependiendo de la madre. Pues nada, el primer cuplé, a Belén Esteban, que dice que los va a denunciar, pero ellos le echan la culpa al Canijo de Carmona. El segundo cuplé, al reportero de TVE Roberto Leal, letrista de esta chirigota. Los piratas del maestro Ares, para empezar el popurrí, que está mucho más costeado que el resto de partes de la actuación.

Una y treinta nueve minutos de la madrugada. Se ha ido llenando el teatro que andaba, aún con todas las entradas vendidas, corto... Porque, a la una y treinta y nueve minutos de la madrugada, los que defienden el primer premio, empiezan. Los caballeros de la piera reonda traen una excesiva sintonía con el año pasado. Una presentación construida en torno al punteo inicial de Pacoli, que ciertamente es inigualable, para precalentar las butacas. Está más templada la comparsa que en la anterior fase, donde corrieron y por derecho. Injusta y desproporcionada la primera copla, donde hasta para criticar hay que saber hacerlo... Podían haberse acordado de cómo criticaba a la Iglesia Martínez Ares, que cuando compitió con ellos, dejó bien claro que dominó a estos sus rivales. Otra de arena en la segunda letra, en homenaje a Chano Lobato, muy buena. Cuplé al ataque que sufrió Berlusconni, que lo llaman mafioso. El otro a la enorme proliferación de establecimientos chinos, que venden cosas falsas. El estribillo sí que es muy bueno. Está claro que el conjunto de voces es soberbio, pero este año la comparsa no va por el camino que Antonio Martín le ha impreso, de nuevo, a esta suya. Pesa mucho el grupo de 2009 aún y se nota en el mimetismo músico-literario.

Pero lo que más agradó en preliminares y esperaba el Falla, sucedía a las dos y trece de la noche, cuando Los pre-paraos, esa conjunción de trayectoria, de tablas, de experiencia, de gracia, que es la chirigota de los famosos. Pepito el caja, echándole morro al asunto e interactuando con el público... Y ya está esto aquí, con leves modificaciones de una presentación grande, grande. La lían de veras haciendo tipo. Mucho mejores que cualquier otra chirigota que se haya presentado hasta el momento. Pedazo de saeta que se pega Monchi. Primer pasodoble para el jurado, al que se quejan por haber pasado a cuartos. Cantan desafinado, gritan Viva Jerez, mascan letras, y le piden de rodillas al jurado la eliminación porque han sido comprados por el Yuyu. ¡Soberbio! Se meten con Jorge Cadaval. César es único. Y así empieza la segunda copla: le ha cambiado tanto la vida que su parienta quiera ser gaditana y rematan aludiendo al pasodoble de preliminares. Absolutamente soberbio esto. César dice al término de esta tanda de pasodoble que van a hacer una comparsa y dice el nombre, de cuatro párrafos... El teatro vibra. Cuplé a la muchacha de la mazorca de preliminares, que recibe de nuevo. Segundo cuplé a los trajes del Presidente de Valencia, y restregón para Jorge Cadaval. La gente ya corea el estribillo. Antes de empezar el popurrí, ya está la duquesa en el escenario... Esto no se aguanta de risa. Desde lo mejor de Selu, no había habido una agrupación tan graciosa. El presidente Del Nido ha venido a verlos, así que más coña cuando cantan en el popurrí la cuarteta de “y le brilla”. Más cachondeo con Soto; la gente los aplaude. Responde muy bien el Falla, y se grita ¡chirigota, chirigota! Lo han bordado.

Los rompecorazones tienen la complicada labor de cantar los últimos, y detrás de un pelotazo absoluto. La comparsa chiclanera tiene muy buen grupo de voces. Pasodobles para y En el segundo había miga: una agrupación de la capital se quejó en preliminares de que había mano de obra en Cádiz proveniente de Chiclana, y ellos responden que Chiclana nunca sería capaz de decir de Cádiz lo mismo, porque a fin de cuentas todos son gaditanos. Cuplés a un niño muy puesto en informática y otro a la nueva tecnología inteligente. Estribillo correcto y alusivo al tipo. Van de menos a más con un mejor interpretado popurrí, y en especial la deliciosa última cuarteta. Son las tres y trece de la mañana cuando terminan de cantar, en un Falla, desierto.

Está claro... El día hoy ha tenido un nombre y unos apellidos, sin desmerecer a Antonio Martín y los suyos. Está claro que como la que ha montado el de la foto de arriba y sus amigos (incluyendo figuración) hace tiempo que no se vive en este teatro. Yo ya soy seguidor de Los pre-paraos.

1 comentario:

Cristóbal JS dijo...

Me resultan muy interesantes sus opiniones carnavaleras, ya que desde nuestra Graná, es raro escuchar alguien que disfrute y que hable de Carnaval. Buen concurso comparsero tenemos este año, amigo mío, sin embargo en chirigotas parece que no está la cosa muy arriba, esperaremos a siguientes fases. Si bien, discrepo en ciertas opiniones con usted, me sorprende que en su comentario de la Comparsa de Don Antonio Martín García (principio y fin de las coplas de Cádiz, como decía nuestro admirado Aragón) diga que "hasta pa criticar hay que saber", se puede estar a favor en contra del contenido de una copla y por supuesto la postura de cada uno es totalmente respetable, faltaría mas estamos en la fiesta de la libertad, pero decir eso de D. Antonio Martín, me parece poco menos que una carnavalera blasfemia, desde mi punto de vista, ojo, porque considero que el "Niño de la Cruz Verde" es el mas grande autor de comparsas de todos los tiempos incluso por encima de Paco Alba a quien destronó en su día.

Espero que no le moleste mi comentario, solo quería hacerle ver mi opinión acerca de este tema, le animo a que continue con sus opiniones carnavaleras que espero con interés.

Un comparsista saludo desde El Padul, uno de los últimos reductos del carnaval granadino.