Visitas

sábado, 13 de junio de 2009

Procesión del Corpus de Granada (II)

El cortejo sacro-cívico lo abrían las figuras que sesenta años despúes, han sido recuperadas: los heraldos de Castilla (encargado de los anuncios regios en Granada) y el Heraldo Timbalero, que con un timbal a cada lado de la montura, anuncia la presencia del cortejo. Ambos, con sus palafrenes.
Los hacheros y portaestandartes de la comitiva simbolizan el poder de las tropas de Castilla. Visten suntuosas libreas de época y llevan las picas y guiones con los anagramas de Fernando e Isabel (los Reyes Católicos)
Estos son los maceros y escoltas del Pendón de Castilla, el mismo que entró en la ciudad el 2 de enero de 1492 en manos del Comendador Real de la Orden de Santiago.
Lacayos de librea a la "federica" con las sillas de mano de los Reyes, que verdaderamente son sillas sacerdotales con las que el Presbítero o los Canónigos Reales administraban el Viático y tomaban parte de las Procesiones Eucarísiticas de impedidos.
En primer término, los portadores del Arca de las Constituciones y edictos reales. Detrás, los alguaciles con las Cartas Reales, atributos de los Caballeros XXIV y nombramientos honoríficos que los Reyes Católicos, el Emeprador Carlos, Felipe IV e Isabel II le dieron a Granada.
Los ministriles portan fanfarrias e instrumentos de viento y forman un curioso conjunto musical de época medieval, para solemnizar eventos oficiales y religiosos.
Las hermandades y Cofradías de Granada compusieron el más extenso de los tramos del cortejo, divididas en las de Gloria (12), de Penitencia (32), las dos patronales y las de carácter sacramental, especialmente la Primitiva y Principal del Sagrario. Aquí la del Sagrado Protector, el Santo Cristo de San Agustín, que tiene carácter Sacramental y de Penitencia, de ahí que vean en la fotografía los guiones sacramental (en primera línea) y el corporativo (cerrando su tramo).
Tras las hermandades, el clero secular, el regular (agustinos, capuchinos, mercedarios, trinitarios, jesuitas...) y los Reales Capellanes, el Cabildo Catedral, los Archedianos y el Deán.
El viril, del siglo XV, es un rico proyecto orfebre del peinador de la Reina. Esta, regaló su joya preciada, de oro y piedras preciosas, para la Custodia Granadina. En el siglo XVI, y bajo un estilo romanista de herencia gótica (remate, arcada de exposición y jarra de arranque) y otro plateresco (pedestal de la pieza) se culmina la obra. Del siglo XVII es la peana, de plata y plata dorada. Del siglo XVIII, los candeabros o blandones y las jarras para la flor. Y del siglo XX, el canasto del paso, de suerte que este conjunto, guste más o no, se convierte en todo un libro abierto de la evoución histórica del arte de la orfebrería en España.
El canasto del paso, es obra del prestigioso joyero, orfebre y escultor Miguel Moreno, cuyas obras han llegado a exponerse en el MOMA de Nueva York. Sin que haya terminado de calar su propuesta, a pesar de ser estrenada en 1992, estamos ante una de las obras contemporáneas de mayor altura, de manera que, esta, realizada íntegramente en plata y diseñado su programa iconográfico por las Delegaciones de Arte y Ornato de la Curia Metropolitana y la supervisión del Cabildo de la Catedral, guste o no suma y aporta una renovación plástica al conjunto.
Tras el Paso del Corpus Christi, el palio de respeto del siglo XVI del maestro mayor de bordados de la Santa Iglesia Catedral Metropolitana de Granada.
Entre las distintas Órdenes de caballería, de prosapia inmensa y raigambre de "Grandes de España" (valga recordar que Granada es la segunda ciudad de la nación con mayor número de títulos nobiliarios entre sus ciudadanos), figuraba la representación de la Soberana Orden de Caballería de Malta.
No podía faltar el Ilustrísimo Cuerpo de la Benemérita, en esta ocasión con el Uniforme de Gala. Claro está, hablamos de la Guardia Civil.
La Real Maestranza de Granada es una institución prestigiosa y exclusiva. Sólo hay cuatro maestranzas en España, siendo la primera la de Ronda, seguida de Granada, Sevilla y Valencia. La granadina, juró defender el Dogma de la Inmaculada e hizo Patrona de su Soberano Instituto de Caballeros a la Purísima, hasta el punto de transformar en 1716 su uniforme y convertirlo en "concepcionista".
La Capitanía General de Granada, estaba representada por su nuevo Teniente General, los mandos del MADOC y oficiales de Infantería y Artillería.
Los maceros regios de escolta de las Solemnes funciones cívicas
Los maceros de la corte son los que simbolizan el pasado regio de la ciudad.
Los maceros consistoriales se encargan de escoltar la presea más antigua...
Y esa presea no es otra que la primitiva bandera de Granada, de reminiscencias castellanas
Cerraba el complicado cortejo institucional, histórico y religioso, el Ayuntamiento con todos los concejales conservadores y dos socialistas.
Y por último, la Banda Municipal de Música dirigida por el maestro Miguel Sánchez Ruzafa.

1 comentario:

EstrelladePasion dijo...

Todo un deleite y un placer poder leerle.... y lo que uno aprende con usted.
Le sugiero (si su merced lo tiene a bien), que nos desarrollara la historia de los Ministriles de nuestra ciudad, porque es bastante recondita su historia......
Siempre a sus pies...
EstrelladePasión
Salud.OS.