Visitas

miércoles, 17 de octubre de 2007

Arte y castañas (o las castañas que mete el arte)


Mis estudios en la licenciatura de Historia del Arte se unen a una pasión desmedida por este, por sus influencias sociales y desde luego, por el recreo estético, puro y duro. En otoño, y en Granada, ya se sabe... Las tardes suelen oler a castañas asadas, a puestos ambulantes de viejitas que vinieron de la Alpujarra con los frutos que oles cuento, llenando Puerta Real, La Carrera y mil calles más de olores a nostalgia, presagios de brasero y mantita en el sofá y a más cosas que mis pobres narices, refriadas hasta los tuétanos, perciben de soslayo.


En mi correduría por el centro del centro de mi Granada (me he parecido al genial Ángel Luís Sabador, que diría el bueno de Carlos Segura) me topé con el cartel anunciador de una exposición de pintura y artes plásticas de revestimiento contemporáneo en la sede de la obra cultural de Caja Granada, presidido por una mujer desnudita, como gancho de una "muestra colectiva de artistas contemporáneos granadinos que dan su visión sobre el universo femenino".

La más elegante del invernadero es el título de una recopilación artística de aquellos que aprendieron bien la lección (figúrense que esto se da en Primero de Carrera) a cerca de las funciones del arte, el lenguaje que tiene, y su visión conceptual: "la provocación es un gancho"...

Pues eso, la más elegante es una chavalita en bolas, de cuerpo discreto y tupido pubis y otros derroteros físicos, con una pierna replegadita y una sonrisa bucólica. Mi no entender qué visión del universo femenino pretenden darnos, pero lo que desde luego me produce, es la necesaria invitación a la representada, de que se pode un poco la entrepierna, dicho sea de paso.

Lo que sí me ha recordado, es el gancho y reclamo de la Bienal de Arte Contemporáneo que celebraba no ha mucho Sevilla, en los espacios de la Cartuja, su Isla y demás escenarios de la efemérides de 1992... ¿Lo recuerdan? Era un niño ahorcado de un prodigioso (por su envergadura) mástil a la entrada del lugar expositivo. Otra frivolidad de la que se deduce que el arte, ha derivado en cuestiones hediondas alejadas desde luego de lo que aprendimos en la carrera los estudiantes de Historia del Arte y cuantos nos dedicamos a ello profesionalmente.

Así, que cuando el Gugenheim se excusaba hoy porque el periodismo nacional nos traía la noticia de la intención de un fotógrafo vasco de incluir la radiografía del cráneo de Miguel Ángel Blanco, perforado por las balas de los asesinos vascos, y al lado de otras fotos que recogen la exaltación de la apología asesina vasca, me he dicho: el arte, o ha muerto, o es una castaña, o algunos tienen la sensibilidad del pene de un novio la noche de bodas.

Vamos, que por aquello de seguir como en el principio de esta entrada, en plan granadino, les digo que "esto son pollas" y que una bien gorda para los que se ríen, revestidos de liberalidad intelectual (como los Bardem, verbi gratia) del drama de los casi mil muertos gracias a los desquiciados que traen a las paredes del Museo. Y de paso, a ustedes los que son tan cultos, chic, progres, fisnos y demás, a los que confunden arte con gusto y del bueno, a los que se preocupan tanto de la memoria histórica pero no tienen memoria a corto plazo, les envío la misma parte viril, y se la acompaño, de unos bonitos COJONES, que no son tan granaínos, pero tienen su arte.

1 comentario:

Gerardo Martín R. dijo...

Todo ese "arte" progre que denuncias no es otra cosa que objeto de justificación de subvenciones, y una de dos; en caso de que se otorguen en libre competancia, líbrenos Dios del gusto progre, extremo y de recursos vanales de los responsables de seleccionar las propuestas.
Ahora bien, seguramente se correspondan con subvenciones encubiertas, es decir, dinero público dado a dedo (bonito juego de palabras) que luego juistifican inventándose algún certamen, premio o cualquier historia, eso la administración, y las grandes empresas que actúan con ésta de cómplices, pues hada, ha ampararse en la Ley del mecenazgo y encima salen ganando aún más.
Un abrazo hermano.